¿Qué Beneficios Obtienes Al Soñar Despierto?

“Pobre no es el hombre cuyos sueños no se han realizado, sino aquel que no sueña.”. – Marie Von Ebner.

¿QUE BENEFICIOS OBTIENES CUANDO SUEÑAS DESPIERTO?

¿Qué haces generalmente después de soñar despierto? ¿Tomas acciones?

¿Qué hacen las personas exitosas y “echadas para adelante” después de soñar despiertas?

Los seres humanos pensamos en imágenes por lo cual, científicamente, soñar es una especie de arte bioquímico del cual todos estamos dotados. La recreación de realidades paralelas, el repaso de experiencias que oscilan entre nuestro pasado y nuestro futuro y la proyección de escenarios que denotan la conciencia más allá del individuo, son solo algunas de las mieles de la práctica onírica existiendo diversos estudios, que comprueban beneficios concretos del soñar para nuestro cerebro. Múltiples habilidades cognitivas y sensoriales pueden afinarse o incluso generarse desde cero, a través de los sueños.

Los científicos nos dicen también que los sueños contribuyen a la consolidación de la memoria y el aprendizaje, ayudan a disipar el estrés que ataca la mente de una persona, preparan tu psique para eventos drásticos, que los sueños pueden servir para hackear las respuestas a añejos problemas matemáticos y sugerir la solución frente a retos profesionales significativos, igualmente preparan la mente para cambios de vida como la muerte de un ser querido.

Igualmente también cuando soñamos despiertos estamos buscando mejorar el presente, estamos buscando una realidad que nos satisfaga, dando el primer paso para construir un futuro mejor, soñando crecemos, creamos, no importa si son pequeños o grandes sueños, sembramos placer en nuestra alma, en nuestro corazón, allí comenzamos a innovar, florece nuestra creatividad, aparece el niño que todos llevamos dentro.

Es así como tu optimismo crece, aumenta tu energía, de allí la importancia de que este sueño sea real, sea posible llevarlo a cabo, analizas que necesitas, conoces con que cuentas para comenzar y con quien puedes llevarlo a cabo, quienes más te pueden ayudar , analizas y sopesas las acciones a seguir, te animas a dar ese primer paso. Llévalos a cabo pero también ponte límites y fechas para que veas su fruto y continúes trabajando en él.

Trabaja tus sueños, llévalos más allá del corazón pero colócales fecha cierta y definida para cuándo debes llegar a este, cuando no colocas fecha se te puede alargar en el tiempo y al final desanimarte o dejarlo a medio camino…incluso perderlo.

Comparte tu sueño con quienes te aman, así otros seguramente se atreverán a soñar, es una forma de ayudarles a conseguir los suyos, ¡apóyalos! Posiblemente también te ayudaran.